Obesidad infantil, problema prioritario
Imprimir Contactar al doctor
Nombre:
E-Mail:
Tu pregunta:
Cuanto es 7 + 2:
 
Es necesario incorporar la materia de Salud en el plan de estudios desde primero de primaria
Obesidad infantil, eslabón de una cadena de padecimientos.

La diabetes es una causa importante de sufrimiento social dada su discapacidad, mortalidad, pérdida de crecimiento económico y de frustración de proyectos familiares, ya que ataca a personas muy jóvenes.
El 30% de los adolescentes del país tiene sobrepeso y el resto de la población padece problemas de salud por su desequilibrio entre masa corporal y estatura (sobrepeso).
El padecimiento más común derivado de la obesidad es la diabetes tipo II, que ya se presenta en menores de edad y cuyos casos crecen exponencialmente.
Al concluir el 2007, México se colocó en segundo lugar a nivel mundial en obesidad infantil con cerca del 55% de sobrepeso en ese sector de la población, de un total de 105 millones de habitantes; en el 2009 alcanzamos el primer lugar mundial.

Niños con diabetes

La obesidad es una urgencia de tratamiento médico, porque es una enfermedad que aumenta el riesgo cardiovascular. Más aún porque en el caso de los menores de edad, el calibre de los vasos sanguíneos de las arterias del corazón es más pequeño, por lo que se tapan con más facilidad.
En Sonora, la primera causa de muerte son problemas cardiovasculares, en cuyo fondo está la diabetes. Es urgente tratar la obesidad desde la infancia y la adolescencia para formar una generación más sana y con menos riesgos cardiovasculares.
Las escuelas no deben obtener recursos a través de las cooperativas, a costa de la salud de los niños. No podemos aceptarlo, sobre todo cuando en lugar de vender fritangas pueden ofrecer a los niños frutas o verduras, frescas o secas.
Debemos promover la incorporación de la materia de Salud en el plan de estudios desde primer grado de primaria para atacar este problema e inculcar en los niños la importancia de una alimentación sana y practicar ejercicio.

Atacarlo con todo

En los niños, la obesidad afecta el rendimiento escolar, pues les da sueño, se sienten cansados o no quieren trabajar, mucho menos hacer ejercicio, lo que provoca otro tipo de enfermedades.
No hay mejor vacuna que la prevención, mediante la educación y la información adecuada, práctica y sencilla.
Esto puede lograrse mediante la instauración de clínicas con personal capacitado, que deben empezar a funcionar ya, porque el problema que se nos viene en nuestras ciudades sonorenses es demasiado grande y debemos afrontarlo con todo, ya que nos hemos concientizado tarde.

Una verdadera pandemia

La obesidad y la diabetes mellitus están íntimamente ligadas. La diabetes es ya una pandemia por el número de casos que hay en México y el mundo, sobre todo por la velocidad con la que se expande.
Por los estragos que causa al ser humano, se ha convertido en un devastador síndrome, mucho más complejo que una simple cifra elevada de glucosa en sangre.
Entre los serios efectos en el organismo podemos mencionar la afectación a la vista (cristalino, retina), nervios periféricos, corazón, vesícula biliar, estómago, intestino, piel, etc; en los varones provoca disfunción eréctil.

Presión económica

La diabetes es la enfermedad que produce más gastos que cualquier otra, es la más cara. Mejorar el tratamiento puede ahorrar dinero y repercusiones sociales.
Los caros y mortales efectos de la diabetes surgen en gran medida de sus complicaciones: cardiacas, cerebrales, renales o discapacitantes.
Todo ello se puede prevenir o retrasar al controlar el azúcar en sangre, la presión arterial y el colesterol malo, su estabilización en conjunto reduce al 50% los riesgos.

Todo sobre: diabetes - obesidad - -

DATOS DEL COLABORADOR
Dr. Roberto Holguín Almada, Endocrinología y Nutrición. Director Médico de la Casa del Diabético y Endocrinólogo de la SSP. Tel. 262-9268 (tardes). Cel. (662) 148-5401. Ciberconsulta: www.casadeldiabetico.org, e-mail: expodiabetesytiroides@hotmail.com
NOTA IMPORTANTE
El contenido de los textos publicados es responsabilidad de nuestros colaboradores, se ofrecen sólo como una guía informativa y nunca deben sustituir la consulta que usted debe hacer a su médico de confianza. No se auto medique, visite periódicamente a su médico. La opinión de nuestros colaboradores no refleja necesariamente nuestra opinión.
No se econtraron comentarios para esta nota.
Comentario: